martes, 18 de diciembre de 2012

Acquarian times

Es un abrir y cerrar de ojos, tan rápido y tan corto como ello;
y la magia ocurre cuando están abiertos, alertas.
En ese instante, dejas de sentir, ya no piensas más,
tan solo observas,
porque la luz toca tus retinas y penetra hasta las profundidades de tu océano turbulento;
entonces dejas de ser tu mismo y tomas conciencia de que estás despierto,
aunque solo sea durante el tiempo relativo de ese parpadeo.

1 comentarios:

elhombrerenacentista dijo...

Delicioso regreso. Gracias por volver. =)

Publicar un comentario